Espacios Corporativos

Sinea es una empresa dedicada a la producción y comercialización de soluciones plásticas para envasar diversos productos. Cúbico recibió de parte de Sinea el encargo de crear su imagen corporativa, diseñar la arquitectura e ingenierías, así como implementar sus oficinas de aproximadamente 650 m2. Las oficinas están ubicadas en el segundo piso del edificio FIBRA en San Isidro.

En este espacio de trabajo predominan las líneas ondulantes, El Arq. Carlos Bebin, director de Cúbico, nos comenta: “la idea fue que luego de pasar por la recepción, se tenga un espacio abierto ondulado que permita llegar a las diferentes oficinas minimizando el uso de los corredores tradicionales”.

Los ambientes de trabajo están conformados por la oficina del Presidente con baño privado, 8 oficinas de Gerencia, 3 oficinas de Jefatura, 9 pools de trabajo, una sala de reuniones, un directorio, un kitchenette, un archivo, un cuarto de servidores, una recepción, salas de espera y servicios higiénicos para el personal.

¿Arquitecto Bebín, En qué se inspiró este proyecto?

El proyecto está inspirado en su logo a base de círculos, las oficinas se realizaron utilizando las curvas en el diseño de las alfombras, cristales, cielorrasos, etc. El diseño de los pisos, va acompañado con el recorrido de las mamparas de cristal que de cierta manera funcionan como una cinta que van alrededor de todo el proyecto. Estas mamparas son los cerramientos de las oficinas privadas que se ubican en todo el perímetro de la oficina. En la parte central se tienen los puestos tipo pool, dos oficinas tipo jefaturas y un pool de secretarias. Ello originó una lectura espacial diferente a la de otros proyectos de oficinas. La respuesta del cliente fue tal que no solo aprobaron el proyecto sino que además nos encargaron el proyecto de las oficinas de Sinea en Bogotá y en Santiago de Chile.

¿Cuál es el reto principal al crear un espacio de oficinas?

El reto en este tipo de proyectos es el conseguir una solución de las oficinas que resuelva las diferentes relaciones entre sus equipos de trabajo para potenciar su producción, creando espacios arquitectónicamente agradables, dentro de los plazos y costos aprobados por el cliente. Lo más beneficioso en este proyecto fue que a pesar de la diferencia en la expresión arquitectónica, el conjunto de los trabajadores de Sinea quedaron muy contentos con la solución adoptada.

En este proyecto lo más exigente fue el tener que armonizar soluciones curvas en una planta de oficinas que es totalmente ortogonal y el conseguir cielorrasos tridimensionales translucidos que ocultaran las luminarias, nunca antes utilizados en Sudamérica

 

Actualidad